Marcado de tiburones pelágicos

Gestionar especies explotadas por la pesca requiere conocer no sólo características puramente bilógicas de dichas especies, si no también la relación de éstas con otras especies y con el hábitat. Esta idea es la base del enfoque ecosistémico de las pesquerías (Ecosystem-based fishery management), y es una de las áreas en las que se trabaja actualmente en muchos centros de investigación. La ecología espacial debería ser una de las líneas de estudio a potenciar, fundamentalmente en especies migratorias, especies que forman agregados o con un comportamiento social marcado.  La combinación de los métodos más clásicos (“tags” de plástico convencionales) con la tecnología más avanzada (como la telemetría acústica, los Pop-up Archival Transmitting Tag, los Smart Position Transmitting Tag, o el GPS) está resultando en las últimas décadas en la obtención de datos muy valiosos, de aplicación en gestión y conservación de las especies.

En este caso queremos centrarnos en el estudio de los movimientos de dos especies de tiburones pelágicos, mediante  marcado convencional con “tags”: la tintorera (Prionace glauca) y el marrajo azul (Isurus oxyrinchus).

Imágenes de tintorera en aguas gallegas (Fotos: J. Irisarri)

Estas dos especies son de gran interés para la pesca de palangre de superficie en todo los océanos del mundo y podrían estar sufriendo descensos importantes en sus poblaciones. En el caso de algunas especies se han constatado descensos superiores al 80% en los últimos 15 años (Baum et al. 2003).

Descarga de tintoreras y marrajos en la lonja de Vigo

Para hacernos una idea de la importancia de la pesca de estos escualos diremos que el comercio mundial estimado de aletas fue de 11.600 toneladas en el 2000, y la biomasa  correspondiente de tiburones  sería de 1,21 a 2,29 millones de toneladas (Clarke et al. 2006). En el Atlántico se reportan en total, según el ICCAT en el 2008, unas  54.000  t y 5.000 t para la tintorera y el marrajo respectivamente, de los cuales España es el responsable de 30.000 t y 2.500 t de cada especie. Por tanto, España es el cuarto país del mundo en capturas, siendo Vigo uno de los puestos más importantes de descargas en fresco con una media mensual de 55 t de marrajo y casi 200 t de tintorera, sin tener en cuenta las descargas congeladas (que provienen del propio Atlántico, Pacífico e Índico).

La gestión de la pesca de tiburones pelágicos está poco desarrollada y tiene apenas en cuenta las características de comportamiento espacial y temporal de estas especies. Invstigaciones recientes han demostrado que algunos escualos pelágicos como el marrajo azul pueden tener comportamientos de segregación sexual importantes, patentes por lo menos en gran parte del año, que deberían ser tenidos en cuenta en la gestión de sus poblaciones por parte de las organizaciones regionales de pesca (Mucientes et al. 2009, trabajo reflejado en Reserach Highlights de la revista Nature).

El marcado convencional es muy valioso ya que aporta información muy útil una vez que es recapturado el individuo. Esta puede ir desde la identificación de stocks, movimientos y migraciones (por ejemplo rutas), abundancias, datado y crecimiento (incluyendo verificación y validación de otros métodos), mortalidad y comportamiento.

Actualmente estamos trabajando en estrecha colaboración con el The National Marine Fisheries Service (NMFS) y su programa Cooperative Shark Tagging Program (CSTP). Nos servimos fundamentalmente de la flota pesquera española para marcarlos, aunque también hacemos salidas costeras como la que presentamos en el siguiente vídeo, filmado por nuestro colaborador José Irisarri, en buques deportivos a unas 20 millas de la costa en frente a las Islas Cíes.

En su día los medios de comunicación se hicieron eco de este trabajo. Ver noticia y video.

Anuncios

5 comentarios sobre “Marcado de tiburones pelágicos

Agrega el tuyo

  1. Hola Buti! Muchas gracias por seguirnos y por plantear tu cuestión. Como muy bien comentas en tu pregunta, decirte que nuestros esfuerzos van cada vez más encaminados a trabajar en esa línea, fundamentalmente con pop-ups y spots (hablaremos en futuros post de ellos) que nos aportan más información pero son claramente más costosos, lo que limita en gran medida su uso. Independientemente de esto, el marcado tradicional es una herramienta muy útil y que complementa estos estudios con un coste económico mucho más reducido, y abarcando un mayor porcentaje de la población (además de perdurar en el individuo hasta que este sea recapturado, que puede ocurrir pasados muchos años).
    Gracias de nuevo y un abrazo fuerte!

  2. Muy interesante, pero tengo una pregunta, ya se que el marcado clásico aporta y ha aportado datos impagables e indiscutibles, pero no crees o creéis que hoy en día teniendo la tecnología que tenemos habría que centrar más esfuerzos en intentar sustituirlo??

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: